Buscar

sábado, 14 de septiembre de 2019

La Fórmula E hace balance de su quinta temporada. Récord de audiencia y de ingresos




La Fórmula E hace balance de su quinta temporada. Récord de audiencia y de ingresos




La Fórmula E ha confirmado su enorme progresión de los últimos años creciendo en todos sus aspectos, principalmente en una audiencia que está calando sobre todo entre los fans más jóvenes, que están logrando identificarse con una modalidad más sostenible, pero también con grandes dosis de igualdad al compartir todas las marcas la mayor parte de los componentes que forman el vehículo. Algo que tiene como resultado igualdad…y adelantamientos.
 Advertisement
La base de la Fórmula E la forman los menores de 35 años, que suponen ya un 72% de los seguidores en las redes sociales. Las cifras de crecimiento al final de la temporada también reflejan una trayectoria ascendente similar al de los ingresos. Las cifras preliminares muestran unos ingresos récord de más de 200 millones de euros, un 50% más que la pasada temporada, y logrando por primera vez beneficios desde el inicio de esta competición.
La Fórmula E no solo ha visto un aumento significativo en los ingresos, sino que la serie también ha experimentado otro año consecutivo de crecimiento en sus plataformas digitales, así como una mayor asistencia a eventos y más aficionados sintonizando para ver en directo las carreras por televisión.
Algo que ha ayudado a la mejora de las cifras es la llegada de los coches de segunda generación. Modelos que mejoran de forma importante el diseño y las características, y que han hecho las carreras todavía más rápidas y emocionantes. Como ejemplo la estadística demoledora que muestra que en las ocho primeras carreras, han sido ocho los ganadores diferentes en cada una. No solo eso, durante la carrera de Nueva york, se han llegado a contabilizar 40 adelantamientos en apenas 3 minutos de carrera. Una locura.


   A esto añadir un formato de carrera también renovado, y agregando a la lista de ciudades icónicas que figuran en el calendario, lo que a su vez ayudó a expandir a nivel mediático la competición.
El total combinado de la audiencia por televisión ha aumentado un 212% en comparación con la temporada pasada, con un 100% más de seguidores en las redes sociales. El número de reproducciones de video ha crecido por segunda temporada consecutiva, llegando a un 61% más que el año pasado y superando la marca de 850 millones. Con un 72% de seguidores menores de 35 años (5 años menos que en la F1 durante el 2018) y un 42% de videos vistos por menores de 25 años, la Fórmula E se encuentra entre las plataformas deportivas de mayor rendimiento en el planeta en términos de desglose porcentual entre los jóvenes.
Un aspecto que tiene una importancia que trasciende más allá de la propia competición, y es que esta audiencia puede ver que el coche eléctrico puede ser muy rápido y atractivo, rompiendo la imagen de muchos de vehículos lentos y pesados.
Además de impulsar el crecimiento digital, la Fórmula E ha tenido más asistentes al evento que nunca, superando los 400,000 espectadores en vivo y en directo en los circuitos en esta quinta temporada. Junto con una mayor presencia en ciudades de todo el mundo, el número de televidentes que han visto las carreras en la televisión ha aumentado un 24% interanual, con una audiencia televisiva acumulada de 411 millones espectadores en las 13 carreras.
Después de la temporada más exitosa hasta la fecha, el Campeonato de Fórmula E ya se está preparando para su sexta temporada, en la que veremos de nuevo grandes novedades, como la llegada de equipos clave como el actual campeón del mundo de F1, Mercedes-Benz, así como el no menos mediático Porsche, que se unen a una parrilla que comenzará sus carreras el próximo 22 y 23 de noviembre con la carrera de Diriyah, Arabia Saudita.

Fuente | Fórmula E

viernes, 13 de septiembre de 2019

El camión más grande es eléctrico y jamás se recarga

El camión más grande es eléctrico y jamás se recarga

Trabaja en las canteras de Biel, Suiza, transportando mármol y rocas. Gracias a su contextura de gigante que mueve ciento diez toneladas, el sistema de recuperación de energía logra recargar sus baterías sin necesidad de enchufarlo.


Es un monstruo de color verde pero extremadamente silencioso. Mide 9,15 metros de largo por 4,26 metros de ancho y otros 4,26 metros de alto. Pesa 45 toneladas y tiene su campo de acción en la cantera de Biel, Suiza, transportando mármol y rocas. Gracias a su sistema de propulsión eléctrica, no genera ruidos de escape.
 


Se trata de Elektro Dumper, también conocido como e-Dumper, el camión más grande del mundo, un vehículo eléctrico que no necesita enchufarse para la recarga.
El camión más grande es eléctrico y jamás se recarga
Es que este gigantesco modelo que 110 toneladas de peso total, dispone de un sistema de recuperación de energía que logra generar la electricidad necesaria para el desempeño de la unidad sin que sea necesario enchufarlo para recargarlo. Gracias a su condición de “camión eléctrico”, en condiciones de uso e-Dumper puede ahorrar hasta 50.000 litros de gasoil por año con el consiguiente ahorro de dinero que eso supone.

Sin embargo, este mecanismo esconde un secreto y tiene que ver con las capacidad de carga del este “pedazo de camión”. E-Dumper trepa hasta la parte más alta de la cantera descargado (puede enfrentar rampas de hasta 13 grados de inclinación) y luego carga materiales por el total de su capacidad (65 toneladas) completando las 110 toneladas del peso total, que son la clave: gracias a esa enorme masa el sistema de regeneración produce la energía necesaria para alimentar las baterías, acumuladores que, por supuesto, son las más grandes entre las desarrolladas hasta ahora para el transporte: tienen una capacidad de 600 kW.
El camión más grande es eléctrico y jamás se recarga
Elektro Dumper fue construido en Suiza por la empresa Kuhn Schweitz tomando como base el modelo HB 60-7 de la japonesa Komatsu.

Fuente:   https://parabrisas.perfil.com/

jueves, 12 de septiembre de 2019

Noticias de la producción de baterías de electrolito sólido

 Noticias de la producción de baterías de electrolito sólido

 Solid Power pone en marcha su primera línea piloto de producción de baterías de electrolito sólido


Solid Power es una de las empresas más prometedoras en el sector de las baterías con electrolito sólido. Una compañía que ha llamado la atención de grandes grupos como Ford, BMW o Hyundai, que le han permitido recaudar los fondos necesarios para acelerar sus planes de investigación, y que ahora ha confirmado la puesta en marcha de la primera línea de producción.
Advertisement
Como recordamos, los trabajos de Solid Power se centran en el desarrollo de baterías con una elevada densidad energética, que sean más seguras, y totalmente sólidas (ASSB). Una tecnología que quiere revolucionar sectores como el del coche eléctrico, pero también tendrán su aplicación en otros como el transporte pesado y el aéreo.
 
Esta línea de producción piloto ya está en pleno funcionamiento, y se encarga de producir las primeras celdas mediante un sistema totalmente automatizado. Una primera fase en la que se podrá usar la actual tecnología de ensamblado, lo que permitirá evitar importantes inversiones en sustituir las líneas ya en funcionamiento.
Los argumentos de Solid Power para el electrolito sólido son de lo más prometedores. Una tecnología que combina un cátodo, un ánodo metálico, y una capa de electrolito inorgánico sólida y que muestra ventajas como el contar entre 2 y 3 veces mayor densidad energética frente al litio actual, mayor seguridad al eliminar elementos volátiles, corrosivos e inflamables presentes en las actuales baterías de litio.
Además estas cualidades le permitirá realizar diseños de los packs más competitivos a nivel económico mediante la posibilidad de reducir el tamaño de los mismos manteniendo capacidades. Algo que se logra con la eliminación de sistemas como la refrigeración, una arquitectura a nivel de celda más sencilla.

 
 Ganfeng Lithium pondrá en marcha una línea experimental de 100 MWh 

 la empresa Ganfeng Lithium ha confirmado la puesta en funcionamiento de su primera línea de producción piloto de baterías de electrolito sólido este mismo año.
Además no será una línea experimental como las que existen en diferentes lugares del mundo, y esta contará con una capacidad de hasta 100 MWh. Suficientes para producir unos 1.600 packs de baterías de 60 kWh.
Celda Ganfeng de electrolito híbrido sólido-líquido de 40Ah
Una de las empresas que muy posiblemente formen parte de este programa de pruebas será Volkswagen, que cuenta con un acuerdo de colaboración para convertir a Ganfeng en suministrador de baterías para sus coches eléctricos. Algo que permitiría al grupo alemán situarse también a la vanguardia de la tecnología de baterías y lograr de esa manera baterías con mayor densidad energética, que se transforma en mejores autonomías, menor peso, un aumento en la eficiencia y la vida útil de las celdas.
De momento desde Ganfeng no se han dado fechas de duración de este programa piloto,que marcará el futuro inmediato de este tipo de baterías. Unas pruebas que deberían duran entre 12 y 24 meses como máximo, lo que permitiría un lanzamiento comercial uno o dos años antes de lo previsto por marcas como Toyota o Samsung.

Fuente:  https://forococheselectricos.com

China acelera los planes de implantación del coche eléctrico. Un 20% en 2025, y un 60% de ventas en 2035

China acelera los planes de implantación del coche eléctrico. Un 20% en 2025, y un 60% de ventas en 2035


Mientras que los gobiernos de occidente llevan años mirando para otra parte en la transformación de la industria automovilística hacia el coche eléctrico, en China han apretado el acelerador y no han hecho más que acelerar sus proyectos para reducir la dependencia de los vehículos con motor de combustión. Un movimiento que atiende a factores económicos, pero también medioambientales por culpa de las pavorosas cifras de emisiones en el centro de las grandes ciudades.
 Advertisement
Las medidas han sido paulatinas, pero muy firmes. Desde la puesta en marcha de programas de ayudas sin límite de presupuesto, hasta la inyección de miles de millones para incentivar la creación de nuevas marcas, el desarrollo de las tecnologías asociadas a los vehículos eléctricos, hasta la puesta en marcha de cuotas de ventas obligatorias para las marcas que operen en este mercado. Todo con el objetivo de que las ventas aumenten de forma sustancial en cada ejercicio.
Ahora el gobierno de Pekín ha filtrado un documento en el que se muestran los objetivos que se ha marcado China de cara a los próximos años en cuanto a ventas de coches impulsados por sistemas alternativos (NEV) y que corresponden a coches eléctricos a batería, modelos dotados de una pila de combustible de hidrógeno, y también los híbridos enchufables.

Según esta hoja de ruta, las ventas de estos modelos deberían pasar del 5% que se espera logren este año, al 20% en 2025. Una cifra que se multiplicará hasta el 40% en 2030, y el 60% del total de ventas para 2035.
Tomando como referencia los datos de ventas de 2018,un total de 28.081.000 unidades, el mercado chino debería alcanzar los siguientes números : (ventas anuales)
  • 2020: 5%= 1.4 millones de eléctricos
  • 2025: 20%= 5.6 millones de eléctricos
  • 2030: 40%= 11.2 millones de eléctricos
  • 2035: 60%= 16.8 millones de eléctricos
El objetivo para 2035 representaría multiplicar por 12 la proporción de NEV vendidos en estos momentos en China, y añade presión para que los fabricantes den pasos más ambiciosos de cara a la electrificación de sus flotas para competir en el mercado de automóviles más grande del mundo.
La estimación de China se asemeja bastante a las predicción lanzadas en los últimos meses por los expertos de Bloomberg, que han estimado que para 2035 las ventas llegaría al 56%.
 
Unos nuevos objetivos que deberían animar un mercado algo deprimido por culpa de la coyuntura global donde factores como la guerra comercial con Estados Unidos, y la reducción de ayudas públicas, está afectando a un consumo que en el caso de China ha visto como el pasado julio por primera vez bajaban las ventas de coches eléctricos, un 4.7%, algo que se ha repetido por segundo mes consecutivo con un descenso en agosto del 16%.
Un mercado chino que además se prepara para comenzar su expansión por occidente, con la presentación de sus primeras propuestas en el Salón de Frankfurt, y la llegada de los primeros modelos a Europa y Estados Unidos a principios del próximo año.

Fuente:   https://forococheselectricos.com/

El primer tren autónomo para la línea de metro de Shanghai ha completado la producción.


El primer tren autónomo para la línea de metro de Shanghai ha completado la producción.

En un esfuerzo por apoyar la expansión de la red de transporte público de Shanghai, se están instalando trenes sin conductor para la Línea 14 del Metro de Shanghai.




El proveedor de soluciones de movilidad Bombardier Transportation ha anunciado que el primer tren de metro autónomo para la Línea 14 del Metro de Shanghai, equipado con el sistema de propulsión y control BOMBARDIER MITRAC, ha completado la producción en CRRC Nanjing Puzhen Limited.

Proporcionado por la empresa conjunta china Bombardier, Bombardier NUG Propulsion System Co. Ltd. (BNP), el equipo de propulsión y control ha instalado un tren de metro y actualmente se está instalando en los 48 restantes para la Línea 14 del Metro de Shanghai.

Shanghai Metro Line 14 
Jianwei Zhang, presidente de Bombardier Transportation China, dijo: “Estamos muy orgullosos de apoyar la Línea 14 del Metro de Shanghai al equipar los vagones del metro con nuestro equipo de propulsión MITRAC y de impulsar continuamente el rápido desarrollo de los sistemas de transporte público urbano de la ciudad. Con la fiabilidad, disponibilidad y eficiencia energética de nuestra tecnología de propulsión MITRAC, estamos seguros de que podemos ayudar a nuestros clientes a ofrecer una experiencia de viaje más cómoda y confiable para sus pasajeros ".

La Línea del Metro de Shanghai, que tiene casi 40,000 km e incluye 31 estaciones, conectará Fengbang en el oeste de Shanghai con Jinqiao en el este. Como subcontratista de New United Group, BNP proporcionó ingeniería, fabricación, pruebas, puesta en marcha y la entrega inicial de piezas para los sistemas de propulsión de los 49 trenes totalmente automatizados. Esto incluye sistemas de propulsión y frenado eléctrico, sistemas de suministro de energía auxiliar, sistemas de control de trenes y otros componentes.

La construcción de la Línea 14 del Metro de Shanghai comenzó en 2016 y se abrirá a fines de 2020.


Fuente:  https://www.intelligenttransport.com

miércoles, 11 de septiembre de 2019

Perspectivas para los vehículos eléctricos, una visión hasta 2030

Perspectivas para los vehículos eléctricos, una visión hasta 2030

En comparación con la energía tradicional y los motores de combustión interna (ICE), el mercado de la movilidad eléctrica se está expandiendo a un ritmo cada vez más rápido: la flota de automóviles superó los cinco millones en 2018 y las ventas de coches nuevos casi se duplicó en comparación con el año anterior.
Los pronósticos para los vehículos eléctricos difieren significativamente. De acuerdo con el Escenario EV30@30 (Escenario de nuevas políticas de la Agencia Internacional de la Energía), el objetivo es alcanzar el 30 % de la cuota de mercado para vehículos eléctricos en 2030, lo que significa que las ventas globales deberían alcanzar los 23 millones y el stock superar los 130 millones de vehículos.
En el escenario proyectado, esto afectaría la demanda de productos petroleros en 127 millones de toneladas de petróleo equivalente (Mtoe). Esto no es algo planeado, pero es fácil de entender. Los coches eléctricos apenas representan el 0,1 % del mercado mundial. Hoy en día, sigue siendo extraño ver los coches eléctricos en la mayoría de los países y todavía cuestan mucho más que los que consumen gasolina.
 El mercado de la movilidad eléctrica se está expandiendo muy rápido
La OPEP mantiene que los vehículos eléctricos (EVs) representarán un 1 % de los automóviles en el 2040. El año pasado, el CEO de ConocoPhillips, Ryan Lance dijo que los vehículos eléctricos no tendrán un impacto en los próximos 50 años, ni probablemente en toda su vida.
Pero hasta este momento esto es lo que resalta: en los próximos años, los modelos de Tesla, ‘Chevy’ (Chevrolet) y Nissan comenzarán a vender coches eléctricos de largo alcance a un precio en torno a los 30.000 dólares. Otros fabricantes de automóviles y empresas tecnológicas están invirtiendo miles de millones en docenas de nuevos modelos. En 2020, algunos de ellos costarán menos y obtendrán mejores resultados que sus homólogos de gasolina. El objetivo sería igualar el éxito que el Model S de Tesla, que ahora vende más coches que sus competidores en la clase de lujo de gran tamaño en EE. UU.
La pregunta que surge, entonces, es cuánto se reducirá la demanda de petróleo por la implantación de los coches eléctricos y cuándo la reducción de la demanda alcanzará el volumen suficiente para inclinar la balanza y provocar la próxima crisis del petróleo.
Para ello, lo primero que se necesita es una estimación de lo rápido que crecerán las ventas de coches eléctricos. Y el último dato es que las ventas de coches eléctricos crecieron un 60 % en todo el mundo en 2015. Es una cifra interesante porque coincide con la tasa de crecimiento anual de ventas que Tesla prevé para el año 2020.
Bloomberg estima que que para 2023 los vehículos eléctricos podrían reducir la demanda de petróleo en 2 millones de barriles al día. Esa cantidad crearía un exceso de petróleo equivalente a la que desencadenó la crisis de precios de 2014.
Las tasas de crecimiento anual del 60 % no parece que se puedan sostener durante mucho tiempo, por lo que resulta un pronóstico excesivamente alto. Por ello, BNEF adopta un enfoque más metódico en su análisis actual, tratando de prever cuándo se producirá la caída de los costes de los vehículos eléctricos suficiente para atraer al comprador medio de coches. Y según el modelo de BNEF, el punto en el que la reducción de la demanda de petróleo alcanzaría los 2 millones de barriles diarios se alcanzaría en el 2028.
El análisis de BNEF se centra en el coste total de los vehículos eléctricos, incluyendo cosas como el mantenimiento, los costos de la gasolina, y, lo más importante, el coste de las baterías.
Las baterías representan una tercera parte del costo de la construcción de un coche eléctrico y para que se produzca una apuesta generalizada por los coches eléctricos, BNEF considera que deben suceder cuatro cosas:
  • Es necesario que los entes gubernamentales ofrezcan incentivos para reducir los costos.
  • Los fabricantes deben estar conscientes que los márgenes de beneficio son muy bajos y, por lo tanto, deben aceptarlos.
  • Las personas que desean adquirir un coche eléctrico deben entender que tienen que pagar más.
  • El costo de las baterías tiene que bajar.
Los tres primeros alegatos ya se están cumpliendo, sin embargo, es imposible que se mantenga en el tiempo. Afortunadamente, el coste de las baterías se encamina en la dirección correcta. Sin embargo, todavía hay quienes siguen siendo recelosos, debido a:
  • A los fabricantes les queda mucho para reducir el precio de los coches eléctricos.
  • Todavía no hay suficientes estaciones de carga rápida para realizar viajes a larga distancia de una manera cómoda.
Muchos de los nuevos conductores en China e India seguirán optando por la gasolina y el diésel, y el aumento de la demanda en estos países podría superar el impacto de los coches eléctricos, especialmente si los precios del crudo se mantienen en los niveles actuales.
Independientemente de los escenarios planteados, cada año que pase, habrá más coches eléctricos en las carreteras y, definitivamente, la demanda de petróleo será menor.

Fuente:  https://www.worldenergytrade.com

martes, 10 de septiembre de 2019

¿Cuántos coches eléctricos se tendrán que vender para cumplir las normas de emisiones de Europa?

¿Cuántos coches eléctricos se tendrán que vender para cumplir las normas de emisiones de Europa?


El próximo año entrará en vigor una nueva tanda de limitaciones de emisiones en Europa. Algo que como recordamos obligará a reducir todavía más las cifras de emisiones actuales para las diferentes gamas, lo que está provocando ya algunos movimientos, como la paralización de pedidos y entregas de KIA en mercados como España, o la compra de créditos de emisiones de FIAT a Tesla.
Advertisement
La cuestión es que estas medidas se irán incrementando de forma paulatina en años posteriores. Algo que obligará a las diferentes marcas a reducir todavía más sus emisiones, o aumentar la cuota de ventas de sus coches eléctricos. Pero la pregunta es cuánto.
La respuesta nos la da la organización Transport & Environment, que ha realizado un interesante cuadro en el que podemos ver como está la situación, y como evolucionará según las políticas que tomen los grupos automovilísticos. Tanto desde un punto de vista donde se mejore la eficiencia de los modelos con motor de combustión, se lancen nuevos modelos con menos impacto en cuanto a CO2, e incluso ante la necesidad de dejar de vender los modelos más contaminantes.
Como podemos ver, en el primer caso supondría reducir las emisiones de las actuales flotas, sin realizar grandes inversiones en electrificación. En este caso podemos ver como marcas como Toyota, con una gama totalmente hibridizada, o Mazda, con sus motores gasolina de bajas emisiones, lograría sortear esta situación sin grandes inversiones, y con apenas un 1% de ventas de coches eléctricos.

                       

Pero el resto de marcas no lo tendrán tan fácil. La que menos, el grupo PSA, tendría en esta situación que llegar a un 8% de cuota de coches eléctricos. Un grupo que en la primera mitad del 2019 ha vendido en Europa 1.57 millones de coches, de os cuales apenas 2.925 han sido eléctricos. Esto supone una cuota de 0.19% de sus ventas. Un salto adelante enorme hasta el 8%, que parece a todas luces imposible de lograr en apenas dos años sin una enorme revolución en su oferta.
En caso de un escenario intermedio la cuota de ventas de coches eléctricos para PSA sería del 3%, que supondría mejorar de forma sustancial las emisiones contaminantes lanzando modelos de menores emisiones, y que en la práctica significaría tener que alcanzar unas ventas de unos 95.000 coches eléctricos en 2021. Un escenario algo más favorable que igualmente supondrá importantes inversiones en mejorar las emisiones de unas gamas diésel y gasolina con un futuro muy incierto.
El escenario más favorable, y que supondría llegar a una cuota del 2%, supondría un recorte de las gamas de diésel y gasolina, eliminando oferta, principalmente entre los modelos más contaminantes. Un extremo donde se sitúan tanto las variantes más deportivas, como también los cada vez más populares todocaminos. Algo que supondría renunciar a una parte muy jugosa del mercado.
 
Y eso que hablamos de los mejores situados. Si miramos el listado vemos que las perspectivas son realmente preocupante para el resto de marcas. Incluso para grupos pioneros en las ventas de coches eléctricos, como Renault, que se enfrentan a un escenario muy preocupante con un 13% de ventas en el peor de los escenarios, Nissan con un 16%, y sobre todo para Volvo, que tendría que llegar al 23%.
Como curiosidad podemos ver que marcas que podríamos situar a la cola, como el grupo FIAT, logran colocarse en una meritoria quinta posición, y todo gracias al acuerdo firmado con Tesla para poder computar parte de las emisiones que se ahorran los Norteamericanos, que como sabemos no está preocupado por este asunto al vender sólo coches eléctricos, pero que incluso puede sacar provecho de la situación vendiendo sus cuotas y que en el caso de FIAT les permitirá ingresar unos 2.000 millones de euros.
Por supuesto existen variables que pueden hacer que la situación mejore, o empeore, para las marcas. Para muchos la solución podrían ser los súper-créditos de emisiones lanzado por Europa en 2012, que permite a las marcas lograr multiplicar los efectos de reducción de emisiones de sus modelos más eficientes. Aquellos que promedien menos de 50 gramos de CO2 por km.
Gracias a este sistema, las marcas hasta 2020 lograrán computar 2 coches por cada unidad vendida de este tipo de vehículos. Algo que supondrá que híbridos enchufables y eléctricos cuenten el doble. El principal problema es que este sistema afronta su fase final, y en 2021 rebajará su cifra a 1.67 por unidad vendida, y 1.33 en 2021.
 
 Teniendo en cuenta esto, los expertos estiman que contando los súper créditos, marcas como Volkswagen necesitarán alcanzar en 2020 un 8% de cuota de ventas de eléctricos. Algo que supondrá alcanzar las 300.000 unidades y que será difícil alcanzar si tenemos en cuenta que las entrega de su primer modelo de gran volumen, el ID.3, no comenzarán sus entregas hasta el verano, y que las expectativas de la propia Volkswagen no esperan superar las 150.000 unidades en Europa a lo largo de 2020.

Un millón de coches eléctricos en Europa para 2020

A medida que los fabricantes de automóviles se preparan para lanzar nuevos modelos eléctricos, las estimaciones pronostican que los fabricantes tendrán ante si un mercado de 1 millón de eléctricos e híbridos enchufables en 2020. Algo que permitirá consolidar la posición del bloque europeo como el segundo mercado de automóviles eléctricos más grande del mundo, solo por detrás de China.
El análisis realizado por Transport & Environment, estima que en 2020 las ventas de coches eléctricos llegarán a una cuota de mercado de alrededor del 5%, subiendo en 2021 hasta el 10%. Algo que nos muestra que las marcas se están preparando para lanzar una amplia variedad de coches eléctricos para lograr hacerse con la mayor cantidad posible de ventas, que permitan cumplir o acercarse lo máximo posible a las nuevas normas de emisiones que recordamos en 2020 supondrá bajar hasta los 95 gramos de CO2 por km.
Fuente | Transportenvironment